La guerra contra la solidaridad.

Para nadie es un secreto que nuestro sistema social esta cayéndose en pedazos. Por un lado tenemos una gran desigualdad en el reparto de los recursos naturales y por otro tenemos la explotación inmoderada de los mismos. Estamos viviendo un momento crítico en la historia, el gran capitalismo se está desfondando y se lleva entre las patas al medio ambiente.
¿Se han puesto a analizar las consecuencias del derrame de petróleo en el Golfo? A veces me pregunto si la tardanza es por la falta de tecnología requerida para trabajar a 1500 metros bajo el agua o si lo que buscan en realidad es no perder el pozo y poder seguir explotándole. Siempre pensé que una catástrofe de ese tipo iba a tener a todo el mundo trabajando en la manera de resolverla, pero en realidad el mundo sigue como si nada pasara. Los gringos todavía siguen empeñados en sus guerras y los medios masivos de comunicación siguen ignorando los grandes problemas mundiales.
A veces pienso que estamos irremediablemente perdidos. Si no nos toca algo ambiental, nos tocará una gran guerra o un duro enfrentamiento social. A veces pienso que ya no nos queda nada, más que luchar. Solo nos queda organizarnos. Y de eso quiero escribir en este post, acerca de cómo organizándonos y teniendo solidaridad con todas las luchas sociales podemos evitar una gran catástrofe. Los de arriba lo saben muy bien y es por eso que golpean cualquier intento de organización y solidaridad.
En México podemos apreciar claramente esta situación desde hace varios años. ¿Recuerdan como comenzó la brutal represión contra los pobladores de Atenco y miembros del FPDT? Por su solidaridad contra unos floristas del mercado a quienes habían desalojado. La extinción del SME y LyFC no solo se debió al negocio por la privatización de las líneas de fibra óptica, sino también con motivo de su apoyo a las demás luchas sociales que han ido surgiendo conforme nuestro país se precipita hacia un lugar no muy bueno. Los paramilitares cercando a las comunidades zapatistas en Chiapas, masacrando poblaciones en Oaxaca y manteniendo verdaderos feudos en estados como Veracruz. Ni que hablar de la problemática del narco.

Es la “Guerra contra la solidaridad” y es de alcance mundial. Así como la Ubisort ataca caravanas de paz y ayuda humanitaria también Israel hace lo propio con la flota de ayuda que iba rumbo a Gaza, matando y secuestrando activistas de todo el mundo. En Tailandia reprimen y matan a los camisas rojas y en Grecia hacen lo propio con la mayoría de la población, la cual no esta de acuerdo con las reformas que aquí en México llevan años haciendo.
Desde la perspectiva de los “dueños” del capital, los verdaderos amos del mundo, es un crimen el que salgan a la luz los crímenes que cometen. Tanto para Israel como para Ulises Ruíz en Oaxaca el hecho de permitir que se lleva ayuda a los lugares en estado de sitio es aceptar que existe un crimen de Estado, por eso los atacan y llegan al extremo (Israel y la Ubisort priìsta con ayuda de Ulises Ruíz) de declarar que “los culpables” de las muertes son ¡Las personas que organizan las caravanas!
Diariamente se encuentra uno con una nueva agresión contra personas cuyo único crimen es solidarizarse con los más golpeados por el sistema. Cada vez tienes que hacer menos para que te ataquen, ya ni siquiera la ayuda humanitaria (que muchas veces ni siquiera busca erradicar el problema de raíz, sino solamente “apaciguarlo”) esta exenta de ser considerada un peligro, y atacada por lo mismo.
Lo mejor que podemos hacer es seguir organizándonos, luchando y apoyando a los movimientos sociales, los cuales día a día van incrementándose en todo el mundo. No se puede ser neutral en un tren en movimiento
Termino con un texto de Martin Niemoeller regularmente atribuido a Bertolt Brecht
"Primero vinieron a buscar a los comunistas,
y yo no hablé porque no era comunista.

Después vinieron por los socialistas
y los sindicalistas,
y yo no hablé porque no era lo uno ni lo otro.
Después vinieron por los judíos,
y yo no hablé porque no era judío.
Después vinieron por mí,
y para ese momento
ya no quedaba nadie que pudiera hablar por mí".
Nos deseo suerte.

Dejar un comentario

Fuentes XML de comentario: RSS | Atom

Categorías

Estadísticas de visitantes

1
98
1689396
rss
atom


Calendario del Blog

Enero 2020
Dom Lun Mar Mie Jue Vie Sab
29 30 31 1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30 31 1