Abril 2007

Vivo se lo llevaron...

  ESTE LUNES 30 DE ABRIL, MARTES 01 Y MIERCOLES 02 DE MAYO VAMOS A PERMANECER EN LA PLAZA DIA Y NOCHE EN VIGILIA POR QUE SE CUMPLEN 3 MESES DE LA DESAPARICION DE JOSE RAFAEL. A VER COMO NOS VA, AHI VAMOS A ESTAR ACOMPAÑANDO A LA FAMILIA DE JOSE RAFAEL. =+=+=+=+=+=+=+=+=+=+=+=+=+=+=+=+=+=+=+=+=+=+=+=+=+=+=+= Y SI ESTO TE SUCEDIERA A TI… QUE SENTIRIAS… Si una noche cenas acompañada de tu hijo y este sale a platicar con un amigo y ya no lo vuelves a ver QUE SENTIRIAS… Si al día siguiente el amigo de tu hijo va a preguntarte por José Rafael y cuando le dices que este no regreso desde la noche anterior, este te dice que cuando caminaba con José Rafael, los policías preventivos de la patrulla 224 les marcaron el ALTO y les dijeron k les harían una “revisión de rutina” y que luego de esto, le dijeron al amigo de tu hijo que se retirara y que a José Rafael se lo llevaban detenido. QUE SENTIRIAS… Sí ese mismo día y acompañada del amigo de tu hijo vas hasta la Barandilla Municipal para preguntar por tu hijo y te dicen que en ese lugar no esta. QUE SENTIRIAS… Si te diriges a la Procuraduría y en los separos de la Policía Ministerial preguntas por tu hijo y te dicen que tampoco esta en ese lugar... QUE SENTIRIAS… Si ya alarmada por no conocer el paradero de tu hijo, regresas a Seguridad Pública y consigues los nombres de los Policías que trabajan en la patrulla 224 QUE SENTIRIAS… Si ya con esa información te entrevistas con los responsables de Seguridad Pública y les expones tu dolor por la desaparición de tu hijo QUE SENTIRIAS... Si les pides a los Jefes policíacos llamen a dichos policías para que el amigo de tu hijo que en ese momento te acompañaba, los identifique QUE SENTIRIAS… Si el amigo de tu hijo, al tener a la vista a dichos elementos policíacos, los identifica, frente a ti, frente a tus hijas y frente a los Jefes Policíacos QUE SENTIRIAS… Si con todo y eso los Jefes Policíacos no hacen nada por ayudarte y en cambio permiten que otros de sus subalternos se encierren en un “archivo” con el amigo de tu hijo y lo amenacen, diciéndole que más vale que se calle, si no quiere que le pase lo mismo QUE SENTIRIAS… Si ya desconsolada y aun acompañada del amigo de tu hijo, te diriges a la Procuraduría para presentar la denuncia correspondiente por la desaparición de tu hijo QUE SENTIRIAS… Si el amigo de tu hijo le platica a la Fiscal Investigadora las circunstancias en las que los policías se llevaron a José Rafael y la Fiscal se niega a recibir tal declaración QUE SENTIRIAS… Si al paso de los días el amigo de tu hijo, luego de una ardua “labor de convencimiento” por parte de los preventivos, cambia la versión de los hechos y una noche se presenta ante la Fiscal Investigadora, en notorio estado inconveniente, bajo efectos de drogas o enervantes y la Fiscal le recibe, ahora sí, su declaración. QUE SENTIRIAS… Sí al paso de los días, semanas y meses ni la Secretaría de Seguridad Pública, Ni la PROCURADURÍA, Ni la autoridad Municipal han hecho lo correcto para localizar a tu hijo QUE SENTIRIAS… Sí los Policías Preventivos que se lo llevaron, siguen trabajando como si nada hubiese pasado QUE SENTIRIAS… Si la Averiguación iniciada en la Procuraduría no presenta ningún avance QUE SENTIRIAS… Si la Policía Ministerial resulta incapaz para presentar un INFORME que se le ha solicitado desde hace ya muchos ayeres QUE SENTIRIAS… Sí los Jefes Policíacos que conocieron de estos hechos nada hicieron por ayudarte. QUE SENTIRIAS… Sí el Jefe de todos estos, o sea el Presidente Municipal, tampoco hizo nada por ayudarte. QUE SENTIRIAS… Si al Gobernador en propia mano le entregas una carta denunciando todo esto y tampoco hizo nada. QUE SENTIRIAS… Si has recorrido todas las instancias y tocado todas las puertas y nada pasa QUE SENTIRIAS… Si ya te paraste en las puertas de Seguridad Pública y con una manta exigiste la salida de los Jefes Policíacos y estos solo se ríen de ti, al ver esto QUE SENTIRIAS… Si igual lo hiciste en el kiosco y en la Plaza Principal y nadie se te acerco para ofrecerte ayuda QUE SENTIRIAS… Si un mal día, cuando con una inofensiva manta colocada en el kiosco un alto Funcionario Municipal, manda gente para quitarte violentamente dicha manta QUE SENTIRIAS… Si hace al cumplirse dos meses de la desaparición de tu hijo, te plantas frente a la Plaza Principal acompañada de tus 3 hijas y tu nieta de 3 meses de nacida, y con mantas y pancartas inicias una protesta civil y pacifica y se aparece un empleado municipal, amenazándote, diciéndote k mas vale k quites esas mantas, porque de lo contrario, te va a pesar… QUE SENTIRIAS… Sí luego de esto un muy alto Funcionario Municipal se hace presente hasta el lugar donde estas, acompañado de muchísimos policías preventivos y a gritos e insultos ordena te quiten las mantas y pancartas y le ordena a los Policías te llevan a ti y a tus acompañantes detenidas QUE SENTIRIAS… Si durante el forcejeo con los policías resultases golpeada y permanecieras derribada en el piso, esperando los auxilios médicos QUE SENTIRIAS… Si reaccionas en el Hospital y como puedes reúnes fuerzas y te diriges a la Barandilla Municipal para saber k paso y te encuentras que una de las personas que te acompañaba en la protesta fue detenida y acusada de ser ella la agresora y que el denunciante es, precisamente el agresor QUE SENTIRIAS… Si pides que el Juez Calificador te reciba la denuncia en contra de ese abusivo Servidor Público y no te hacen caso QUE SENTIRIAS… Si una de tus hijas fue bárbaramente lesionada cuando el referido Servidor Público la aventó contra el suelo y tampoco el Juez le recibe la denuncia QUE SENTIRIAS… Si ya son TRES MESES de que no sabes nada del paradero de tu hijo QUE SENTIRIAS… Si lo único que quieres es volver a ver a tu hijo QUE SENTIRIAS… Si lo que pides, exiges, imploras es que te lo devuelvan QUE SENTIRIAS… Sí el dolor es tan grande que no te cabe en el pecho QUE SENTIRIAS… Sí ya no te quedan lágrimas QUE SENTIRIAS… Sí la voz se te quiebra al gritar… ¡¡Vivo se lo llevaron Vivo lo queremos!! BUENO, pues te tengo noticias, todo esto y más me esta pasando a mi. Y no sucede ni en la selva ni en la montaña, no, esto sucede aquí en mi Matamoros querido. Me llamo MARIA ISABEL SANCHEZ MARTINEZ mi hijo desaparecido desde hace 3 meses, se llama JOSE RAFAEL, los Policías Preventivos que se lo llevaron en la patrulla 224 el 30 de enero del año en curso, son ELISEO DE LEON OLMOS y RODRIGO GONZALEZ MARTINEZ, los Jefes Policíacos son RUBEN GONZALEZ CHAPA y JUAN MARTIN REYNA, la Fiscal Investigadora GLORIA GUADALUPE CARRIZALES MARTINEZ y PEDRO CASTILLO, el Presidente Municipal BALTAZAR HINOJOSA OCHOA, el Procurador de Justicia ANIBAL PEREZ VARGAS y el Gobernador del Estado EUGENIO HERNANDEZ FLORES.

Carta de David Venegas Reyes desde la penitenciaria.

  Penitenciaria Santa María Ixcotel. 17 de Abril del 2007. Me encuentro preso en el penal de Santa Maria Ixcotel, en mi Ciudad de Oaxaca, entré aquí por una acusación fabricada de posesión de drogas, los policías que me detuvieron me golpearon y me querían obligar a fotografiarme sosteniendo la droga, lo que no lograron, después de dos largos días en los separos de la PGR-UMAN (UNIDAD MIXTA DE ATENCION AL NACOMENUDEO), fui trasladado a este penal en donde me encontré que soy acusado, ahora, de otro proceso judicial de sedición, y otros atentados en contra de la sociedad oaxaqueña, como la quema del tribunal del estado el día 25 de noviembre, demás es decirle a este valiente y digno pueblo de Oaxaca que todas estas acusaciones son falsas, todos sabemos como se las gasta el gobierno para vengarse de los que luchamos por una sociedad justa, digna y fraterna.
Durante todos estos días, mis presidiarios no han recibido de mi la más mínima cuota de sufrimiento, ustedes allá afuera me han sostenido, he tenido conocimiento de las acciones que han llevado acabo para exigir mi libertad y de l@s demás compañeros pres@s politic@s del movimiento de la APPO y de otras luchas, lo que agradezco profundamente, es en estos momentos cuando conozco esta fase nueva de la comuna oaxaqueña. La fraternidad y solidaridad trepan y rebasan los muros de las prisiones, los siento aquí cerca a todos, mi familia, mis amigos y a este gran pueblo, grande para su corazón, esperanzas e inteligencia. Lo son, no tengo palabras suficientes para expresar lo que su apoyo y protestas han significado para mi en estos difíciles días, pero si pudiera les daría un fuerte abrazo a todos, y tal vez la cercanía de nuestros corazones daría a entender mejor que con palabras mi agradecimiento y amor, siento una gran felicidad al saber quelas movilizaciones siguen y seguirán, hay que seguir luchando, sin odiar a los que nos quieren sometidos, los que tenemos la razón no necesitamos buscar en las ruinas que del corazón deja el odio, motivos para seguir luchando, en cada rostros antiguo, en cada consigna, en cada pinta que aparece furtivamente por la noche, en cada niño, en cada manta y en cada uno de nosotros que estamos presos, hay los motivos fraternos para seguir luchando, los invito a que no abandonemos esta lucha jamás. Así como nadie más que la madre sabe que es mejor para el hijo, cada individuo y cada colectividad, pueblo, ciudad, colonia, etc. sabe lo que necesita para vivir mejor, tenemos nuestros destino en nuestras propias manos, mi encarcelamiento muestra con toda su crudeza, como se las gasta el gobierno en estos días para seguir reprimiendo sistemáticamente al movimiento de Oaxaca, pero ante la represión, la movilización, que nunca el cansancio de nuestras piernas y gargantas sea más grande que la exigencia de justicia y libertad para todos y todas allá afuera y acá adentro, debo decir que la posibilidad de comunicarme con ustedes, oaxaqueños y oaxaqueñas dignos y rebeldes me provoca una gran emoción, al saber que los muros de esta prisión solo tienen encerrado mi cuerpo, pero mi espíritu sigue con el de ustedes, robusteciendo la moral de la rebeldía, la emancipación y la autonomía. Allá afuera sepan que la música de las consignas que tuve oportunidad de escuchar en los días que llevo de encierro se han quedado grabados profundamente en mi corazón. Que vaya hacia ustedes, no como un gato furtivo que trepa las paredes, si no como un gigante que las demuele y cruza a través de ellos mi convicción de lucha por que se que es justo y que al final habrá de triunfar. David Venegas Reyes “Alebrije ”
Preso Político en la penitenciaria Central de Oaxaca. Concejal de la APPO, integrante de VOCAL y adherente a La Otra Campaña.

Mariana Selvas y la solidaridad encarcelada - R. Aída Hernández Castillo *

 

La política de criminalización de los movimientos sociales que ha caracterizado a los gobiernos panistas nos ha llevado a familiarizarnos con números que hacen referencia a presos políticos o con los eufemismos que los describen como --desestabilizadores sociales-- o grupos --radicales que atentan contra el Estado de derecho--. Las detenciones masivas y sin órdenes de aprensión, de manifestantes o simples transeúntes, han tenido como objetivo sembrar el terror y desestimular la participación política. La detención de 207 personas en Atenco, en mayo de 2006, y de 141 personas en octubre y noviembre de ese mismo año durante las movilizaciones de la Asamblea Popular de los Pueblos de Oaxaca (APPO) son parte de esta renovada estrategia gubernamental de desarticulación de los movimientos sociales. Las detenciones masivas y el uso de la violencia sexual durante los desalojos despertaron la indignación de un amplio sector de la sociedad que se manifestó públicamente contra la represión. Los presos políticos se fueron liberando a cuentagotas, muchas veces reconociendo la falta de cargos y la arbitrariedad de sus detenciones. Poco a poco, la opinión pública se fue silenciando y la --normalización-- de la situación ha conllevado la indiferencia en torno a los presos políticos, a pesar de que a casi un año de la represión en Atenco, 29 de los 207 detenidos continúan presos, al igual que 64 de los detenidos en Oaxaca. Las cifras nos han hecho olvidarnos que se trata de vidas que han sido truncadas. ¿Quién le va a reponer a Mariana Selvas los 11 meses de vida que le han robado injustamente encarcelándola? El 4 de mayo se cumplirá un año de su detención, y contra todas las pruebas judiciales, el gobierno del PAN ha decidido convertirla en una rehén más en su campaña contra los movimientos sociales. Mariana Selvas era una brillante estudiante de etnología de la Escuela Nacional de Antropología e Historia (ENAH) cuando fue injustamente apresada en San Salvador Atenco. Su único delito fue tratar de ayudar a las víctimas del desalojo policiaco como integrante del equipo salud de la otra campaña y asistente de su padre, el doctor Guillermo Selvas. Al igual que varios de los detenidos, llegó a Atenco en la madrugada del 4 de mayo, respondiendo al llamado a la solidaridad del Frente de Pueblos en Defensa de la Tierra. A ella y a su padre les tocó atender al estudiante de economía Alexis Benhumea y ver con impotencia cómo la falta de recursos médicos lo fue sumiendo en un estado de coma, que a los pocos días lo conduciría a la muerte. Sus compañeros de la ENAH la recuerdan durante los recorridos de la otra campaña, combinando su apoyo práctico en salud con su tarea cómo investigadora social documentando las necesidades de los pueblos. Su objetivo era elaborar un diagnóstico que le permitiera hacer una propuesta alternativa de salud. Paralelamente, Mariana realizaba su tesis de licenciatura sobre la historia de vida de Magdalena García Durán, dirigente mazahua de las indígenas migrantes en la ciudad de México. Paradójicamente, la vida unió el destino de estas dos mujeres, pues Magdalena estaba con ella cuando se les dio aviso del desalojo violento contra los integrantes del Frente y fue también apresada bajo cargos falsos. Ninguna de las dos participó en el enfrentamiento con las fuerzas policiacas, ambas llegaron a Atenco movidas por la solidaridad, cuando la violencia gubernamental ya había cobrado varias víctimas. Una y otra están siendo acusadas, sin prueba alguna, de secuestro equiparado y ataque a las vías de comunicación, delitos mayores por los que no tienen derecho a fianza. Aun a costa de poner en peligro su propia integridad física, Mariana fue de las primeras mujeres presas en denunciar las violaciones sexuales cometidas por las fuerzas gubernamentales y las agresiones que sufrió durante su detención. Fue ella quien denunció que las autoridades del Ministerio Público se rehusaron a tomar sus declaraciones con el objeto de que las pruebas físicas de las violaciones se borraran. Su conmovedor testimonio, junto con los de las estudiantes extranjeras deportadas, dieron la vuelta al mundo y pusieron en evidencia las falacias de la democracia mexicana. Su valor ha sido castigado con 11 meses de cárcel, que pueden convertirse en años si no se logra presionar políticamente para obtener justicia. Romper el silencio y confrontar con la denuncia las estrategias --normalizadotas-- que pretenden ocultar el dolor y la impunidad tras cifras y discursos sobre paz social, puede ser una alternativa viable para lograr su liberación y la de los otros presos políticos de Atenco y Oaxaca.   * Doctora en antropología e investigadora del CIESAS

Hoy es un buen dia...

Para acabar con la rutina no hay mejor manera que reinventarse cada determinado tiempo, convertirse en una nueva persona sin perder tu esencia. Hay veces que el cambio surge por iniciativa propia, hay veces que surge espontáneamente. De alguna manera tu lo buscas conciente o inconcientemente, es una manera de escapar a la tormentosa y esclavizadora rutina. Hoy mi vida acaba de cambiar muy drásticamente. Cambio de ciudad, cambio de trabajo, cambio de estilo de vida. Cambio de poder adquisitivo, cambio de actitud, cambio de persona. Por mas conciente que estés del beneficio de los cambios, del salir del a rutina, de cada vez estar mas cerca de lo que quieres hacer por difícil que sea, por mas que tu lo buscaste, el cambio te atemoriza. Tienes miedo al cambio, te atemoriza el futuro incierto, te da pánico el salirte de tu “estado de control” que es la peor arma de la rutina. En la rutina te sientes relativamente seguro, tienes ese confort de saber que el día de mañana no puede ser peor que los que has vivido. Ese es el temor por el cual muchas personas continúan y continuarán atados a la rutina. Tengo miedo. Hoy es un gran día en mi vida, un avance, una mejoría, pero tengo miedo, mucho miedo. Siento que necesito un abrazo. Mañana será otro día. Un nuevo comenzar. Mucho que hacer. Deséame suerte, tal vez la necesite.

Carta al doctor Guillermo Selvas - Hermann Bellinghausen

En pocos días cumplirás un año encerrado en el penal de Santiaguito, (inútil diminutivo de Almoloya). Un tramo largo para ti, de experiencias terribles. Al momento de la represión contra San Salvador Atenco eras una pieza importante de la caravana que en 2006 recorría el país con la otra campaña de los zapatistas. Digo importante porque, médico de todos, eras el --Doc--. Tu presencia rotunda, de hombre bueno y fuerte, garantizaba que las represalias de la naturaleza sobre la condición humana serían atendidas, curadas, prevenidas en esas intemperies. Veías, escuchabas, participabas en los notables encuentros de esos días con mexicanos que no se rinden. Iba contigo Mariana, sensible y fuerte, jovencísima, digna hija tuya. Crueldad de los hechos, también ella se encuentra en prisión, y aunque no estén juntos, los vemos muy unidos tras los odiosos muros de Santiaguito. Acá afuera se les admira mucho. Su dramática situación evoca tal urgencia que, aunque el tiempo pase despacio, cualquier mención a ustedes debe ser pública denuncia de la injusticia de que son objeto, y reconocer el enorme valor humano de todos ustedes, encerrados por ayudar pacíficamente. Nuestro país se llena de presos políticos, y aún así, el caso de ustedes reviste especial importancia. Mira que ya como médico eres una rareza. Desde tus años de estudiante, al inicio de los años 70 en una muy politizada entonces Facultad de Medicina que se reponía del trauma del 68 antes que el resto de la UNAM, tuviste una clara idea de qué hacer: oponerte a las injusticias que sufría el pueblo. Hiciste un compromiso que a décadas de distancia sigues cumpliendo irreprochablemente. Personas que te han tratado y querido de toda la vida te describen como un idealista, especie de Quijote paradójico que reúne en el mismo cuerpo la terrenal bonhomía de Sancho Panza. Como tu meta nunca fue el enriquecimiento material sino el servicio, sueles dar pasos tan imprácticos y desinteresados como aquel de unirte a la otra campaña. Una raya más en tus sucesivas batallas contra los gigantes. Te digo que eres un médico raro. Nunca escalaste en la administración ni te agenciaste una clientela acomodada para cobrar una buena lana. Siempre has trabajado en los servicios públicos de salud que atienden al jodido. Cuando empiezan, muchos futuros médicos abrigan --ideales sociales--, pero al graduarse casi todos olvidan; es lo fácil. Tú tienes la ambición puesta en otro lado. Vamos, no merece llamarse ambición, sino algo mejor: anhelo, compromiso. Ganaste la condición de preso político en el cumplimiento de un deber que tú mismo, libremente, te impusiste. Afuera, en las calles de Atenco, los policías rompían puertas y cráneos, vejaban, se disponían a torturar y violar. Y tú tenías al joven Alexis Benhumea con una herida en la cabeza. Entendiste lo mal que estaba. Las horas pasaban en aquel pobre refugio. Sabiendo cuánto arriesgabas, saliste a buscar medicamentos, instrumental y ayuda para hacer algo por el herido. Te volvió a ganar lo --idealista--. Repetiste el absurdo de cumplir tu deber hipocrático y humano. Te detuvieron, golpearon y calumniaron miserablemente. Y te refundieron en modélico --castigo-- y venganza, bien ilegal pero --con todo el peso de la ley--. Como sabes, eres otra víctima de uno de los hombres más peligrosos del país, el vicealmirante Wilfrido Robledo Madrid, a la sazón jefe de la policía mexiquense. El represor profesional que fundó la PFP con Ernesto Zedillo, destruyó la huelga universitaria de 1999 y tras algunas fechorías fue despedido. Más tarde lo resucitaría, escandalosamente, el cachorro priísta Enrique Peña Nieto, cubriendo alguna cuota con el capo político Carlos Salinas de Gortari. Todavía después de Atenco, y brincando atribuciones, Robledo fue ingeniero de la brutalidad contra los oaxaqueños. Ahora volvió al congelador. Ya saltará por otro lado. Ese sí es ambicioso. Claro, hay otros responsables: los partidos políticos, un gobernador, jueces, dos presidentes de la República, procuradores, comentaristas de televisión. Procesos judiciales amañados, malintencionados, falsarios, bajo consigna y sin apego a los derechos humanos: tu reclusión es un crimen colectivo por el que deberán pedir perdón todos esos. ¿Qué país es éste donde los justos y generosos están en la cárcel y los bandidos se hacen cada día más ricos e --importantes-- sin ninguna obligación moral ni fiscal? Sí, el país que quieres cambiar. Que estás cambiando. Como escribe el maravilloso poeta chino Tu Fu a su amigo Li Po: --Si estás encadenado, ¿cómo es que tienes alas?-- Tu compañera Rosalba y tu hijos Abraham y Nuri han dado para todos la pelea diaria desde el campamento civil frente al penal y promoviendo la batalla legal con todo en contra. ¿Ves que familia tienes? Padre ejemplar, hasta el límite. Recibe un saludo fraterno. --Ahí hablamos luego--, como dice el tojolabal. Espero darte pronto el abrazo que aquí te platico nomás.

Categorías

Estadísticas de visitantes

4
146
1353287
rss
atom


Calendario del Blog

Abril 2007
Dom Lun Mar Mie Jue Vie Sab
1 2 3 4 5 6 7
8 9 10 11 12 13 14
15 16 17 18 19 20 21
22 23 24 25 26 27 28
29 30 1 2 3 4 5