Nuestras Elecciones

Este post hablará sobre el ejercicio poliárquico al que nos sometemos libremente los ciudadanos para auto-engañarnos con respecto a nuestra influencia en el gobierno. Lo primero que tengo que decir al respecto es lo siguiente: No ha terminado todavía el circo para elegir a la pandilla que se quedará con la presidencia de nuestro país, esto para quienes piensan que el IFE tiene la última palabra sobre esto.

 

         Hablemos primero sobre el término de moda: polarización. Esta simpática palabra con la que se echan la culpa unos a otros por “poner en peligro la estabilidad del país” (Lo cual en términos un poco mas exactos quiere decir “hacernos quedar mal con los verdaderos jefes: los inversores extranjeros con las multinacionales”). ¿Quién realmente es el culpable de este ambiente de “te odio/me odias” que últimamente ha reinado en el país? A mi manera de ver esta pregunta es estúpida, al menos para quien no ha estado encerrado en una cueva durante los últimos meses.

 

Toda la maquinaria propagandística del PAN (Y del Estado) gritando a los cuatro vientos: “AMLO es un peligro para México” “AMLO es el anticristo y tiene sesiones espiritistas con Hitler para pedirle consejos” y toda la demás basura en la “campaña” Calderonista (¿Alguien conoce a Gobbels?). ¿Tendrá algo que ver con la polarización? No sé ustedes, pero al menos yo le veo un poco hipócrita al llamar a “la unidad nacional” después de su guerra sucia propagandística (En ese aspecto al menos AMLO no es hipócrita, pues el sigue con su línea de “complots”).

 

Acaba de salirse del sitio casi toda la fauna derechista que visita (¿Visitaba?) el sitio. Si se hubieran quedado un poquito más hubieran podido leer lo siguiente: el PAN no es el único culpable (aunque sí el más hipócrita). ¿Adivinen en quién mas cae la culpa? Efectivamente AMLO no se quedó atrás con cada mitin que hizo (hace todavía). En su afán por quedar bien con el pueblo y ganarse su confianza para llegar la presidencia inventó una campaña de “Todos los de arriba están en mi contra y eso significa que yo soy bueno así que ¡Acabemos con los de arriba!”. Utilizó de una manera no muy honesta los sentimientos de impotencia que tienen muchos mexicanos con respecto a su gobierno. Tiene la misma sed por el poder que cualquier otro político. No se si sería peor el que su pose de Mesías sea por motivos publicitarios o realmente el mismo este convencido de ese papel.

Ahora de la manera habitual (o sea, hipócritamente) todos los políticos piden calma al pueblo y en sus discursos se preguntan el porque de la polarización del país, ahora ninguno se acuerda de las campañas “anti-el otro candidato” que utilizaron.

 

Hablemos ahora del presunto fraude (Sí, presunto pues todavía no se puede esclarecer bien si lo hubo). Empecemos primero tratando de replicar muchos de los argumentos que utilizan habitualmente cada uno de los bandos (Los partidarios del “A huevo que sí hubo fraude” y del “es imposible que hubiera fraude, ¿Cómo pueden decir eso?”).

 

1.-  “El PRD tenía representantes en las casillas, por lo que decir que hubo fraude es un insulto para sus propios partidarios”.  Este es fácil de refutar: El PRD tuvo representantes en alrededor de 78% de las casillas. El porcentaje restante (Donde no tuvo representantes) es más que suficiente para voltear la elección.

 

2.-  “Los resultados que iban ofreciendo no fueron aleatorios como hubieran sido en cualquier elección tan cerrada como esta, así que hubo fraude en los votos” Esto es en parte verdad, ¿Por qué en parte? Pues porque, aunque definitivamente sí fue obvia la manipulación en la información del conteo, pero eso no significa automáticamente que hubo fraude en la cantidad de votos, sólo es muestra de manipulación en el orden del conteo contar. Tal vez sólo se coordinaron para contar primero los votos del PAN y luego poco a poco los del PRD. Eso es manipular el orden de contar los votos, pero no implica alterar el número de estos. Aunque claro, como alguien dijo: “Si pudieron manipular el orden en el conteo de votos, pudieron manipular todo lo demás”. Pero sólo es una opinión.

 

3.- “El conteo voto por voto ya se hizo, y decir que hubo fraude es insultar a los casi 2 millones de personas que intervinieron en este conteo”. ¿Qué creen? Esas 2 millones de personas no tuvieron absolutamente nada que ver con el programa de conteo del IFE, sobre el cual cae la mayor sospecha en cuanto al presunto fraude. Todos los ciudadanos que participaron en cada casilla pudieron bien contar perfectamente cada voto que hubo y sin embargo el programa del IFE pudo mandar al carajo todo ese conteo y poner las cifras que quisieran.  Espero que cuando se refieran al nuevo conteo voto por voto ya no sea con ese software, con lo cual la cosa cambiaría completamente, contrariamente a los que dicen que “Ya se hizo el conteo voto por voto y será lo mismo”.

 

4.- “El software que se utilizo estuvo completamente avalado por varios científicos, incluso de la UNAM”.  Según información que han dado las mismas instituciones sobre las que han dicho que avalaron el software (como la UNAM), ellos en ningún momento revisaron el código fuente, ni tan siquiera tocaron un ordenador con el programa ya que toda esa “validación” de la que se presume fue hecha solamente con informes por escrito de parte del IFE. ¿Qué tanto se puede validar un software basándose únicamente en papeles? Bien los papeles pueden decir una cosa y el software correr otra completamente diferente.

 

 5.- “En todas las movilizaciones que han estado haciéndose se ve claramente que AMLO tiene mayor apoyo  y por lo consiguiente que tuvo mas votos que Calderón” ó “En todas las últimas encuestas serias AMLO iba ganando por 3 o 4 puntos, así que no puede ser que Calderón haya ganado” Ni las movilizaciones ni las encuestas (A las que los perredistas siempre estuvieron tachando de fraudulentas) sirven para medir el apoyo que hubo en las elecciones poliárquicas para cada candidato. Realmente no dudaría que el PAN con Calderón verdaderamente haya ganado, pues por él votó mucha gente que entre su ignorancia ó su comodidad burguesa/pequeño-burguesa realmente creen en toda la propaganda económica que sueltan los neoliberales para seguir apoyando las grandes desigualdades sociales.

 

         El neoliberalismo es completamente injusto, siendo un sistema clasicista que sólo puede sostenerse con la explotación de todo lo que se pueda explotar. El PAN representa a la ultraderecha que (se supone) apoya ciegamente este sistema. Mucha de la gente ignorante sobre el sistema reinante (La cual es casi toda) así como la gente que vive en su comodidad burguesa y pequeño-burguesa (Que son los beneficiados con el sistema) votaron por Calderón. Sin quererlo (Quiero pensar) pasaron a jodernos (Y muchos también a joderse ellos mismos) pues con un gobierno neoliberal las clases de pequeño-burguesa para abajo pronto verán los “frutos” del neoliberalismo con una polarización (Otra vez esta palabrita) cada vez mayor en la riqueza del país (A menos claro que nuestro congreso haga algo bueno para variar y bloquee todas las propuestas neoliberales que suelte Calderón) y su respectivo recorte en el poder adquisitivo real de la gran mayoría. Para quien crea que Obrador solo piensa en los pobres y no en la clase media les puedo decir que con el neoliberalismo (Supuesto abanderamiento del PAN) en su versión radical tiende a desaparecer la clase media.

 

         El PRD no es ni será (En caso de que a últimas termine ganando la presidencia) una panacea en cuanto a cambios, pues es un partido que a pesar de (según ellos) ser de izquierda no cambiará el sistema que tenemos, aunque al menos no lo radicalizará (Y así se evitaría algo parecido al argentinazo). Ya si AMLO cumpliera realmente el darle dinero a los viejitos y a algunos pobres pues sería una ganancia, pero claramente no arrancaría el problema de raíz (El sistema económico) sino que sólo lo suavizaría para algunos (¿Y todos los demás que?). Desgraciadamente pienso que tal vez esto sea lo menos peor que se pueda hacer “allá  arriba”. Todo lo demás lo tenemos que hacer (Por el momento) fuera del sistema político partidista, ya que hasta el momento no existe una verdadera solución en ese lado.

         Mientras la gente siga creyendo que se puede cambiar la situación del país solamente con ir a votar este fenómeno de polarización que se esta dando en todo el país será cada vez peor. Que la clase política no se sorprenda con ello, pues son los mayores culpables con toda la publicidad que hacen para inculcar esta ideología. Si se preocuparan menos por “sus carreras política” y realmente pensaran en su país, en lugar de engañar a la gente con que la “democracia” (Inexistente en nuestro país poliárquico) es solamente ir a votar, entonces la gente no tomaría las elecciones como un suceso de vida o muerte. Ojala la gente se preocupara por su gobierno como se preocupa por estas estúpidas elecciones.

 

Nos deseo suerte.

Dejar un comentario

Fuentes XML de comentario: RSS | Atom

Categorías

Estadísticas de visitantes

1
52
1643675
rss
atom


Calendario del Blog

Agosto 2019
Dom Lun Mar Mie Jue Vie Sab
28 29 30 31 1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30 31
1 2 3 4 5 6 7